Etiquetas

,


Un maestro de karate, su esposa y su amante asesinaron a un par de mujeres y las hicieron empanadas que luego vendieron a sus vecinos en uno de los más siniestros casos recientes de canibalismo

La policía brasileña arrestó a tres personas que presuntamente mataron por lo menos a dos personas, se comieron algunas de las partes de sus cuerpos y usaron su carne para hacer empanadas, las cuales sadísticamente vendieron a sus vecinos en el noroeste de Brasil.

Los tres sospechosos –un maestro de karate, su esposa y su amante– pertenecen a una secta que promulga la “purificación del mundo y la reducción de la población”, según dijo el inspector Wesley Fernandes de la ciudad Garanhuns a Globo TV.

El hombre, que confesó sus crímenes, Jorge Beltrao Negromonte, escribió un panfleyo de 50 páginas llamado “Revelaciones de un Esquizofrénico” en el que dice escuchar voces y denota su obsesión por asesinar mujeres.

La oscura estratagema para convertir a las mujeres en empanadas, muy populares en todo el cono sur, consistía de prometerles un trabajo como nanas.

El nivel de escabrosidad del caso es difícil de describir pero sólo podemos imaginar la sensación de aquellas personas que sin saberlo tal vez probaron las empanadas humanas.

Anuncios