Etiquetas

,


¿Cuál es la película más psicodélica que haz visto? El matrimonio entre la luz y el jabón se consuma en una serie de increíbles imágenes fotográficas: patrones que evocan la risueña iridiscencia de un caos flexible.

La sublime interferencia de los rayos de luz, reflejados sobre una delgada película de jabón, da vida a un recorrido visual repleto de psicodélica honestidad. La serie de imágenes que a continuación te compartimos, constituye, de algún modo, un ensayo estético sobre la interacción armónica de múltiples fenómenos naturales: “fuerzas” la gravedad, la luz, la refracción, y la neuro-óptica, entre otros.

Capturadas por Jane Thomas, cada una de estas fotografías representa una clase sobre bioestética. Como auroras boreales procesadas en un filtro artificial, en las superficies del jabón aparecen impredecibles patrones, códigos multicromáticos que refieren, por sí solos, a hipnóticas narrativas que narran el exquisito órden del caos.

Las películas de jabón se utilizan como modelos de sistemas para superficies minimales, los cuales son ampliamente aprovechados en diversas disciplinas matemáticas. La viva iridiscencia que proyectan estos cuerpos, se debe a la interferencia de ondas de luz que son reflejadas, y la tonalidad depende del grosor de la película.

*Las fotografías fueron capturadas con una cámara Sony Alpha 100 SDLR y un lente Cosina Macro 100mm.

Anuncios